VIDEITOS MANDAN

Loading...

domingo, 24 de noviembre de 2013

NOSOTROS Y LA BASURA

PAREDES BLANCAS


Esa casa esta vacía

Ya no encantas serpientes en sus paredes desnudas

se las comió el tiempo en su vanidad infinita

Ese nido esta vació

Ya sus pozuelos se rebozaron de polvo y grama

se quemaron con vientos de tierra y cal

Dame el olvido de los 10 giros del sol

a cambio te devuelvo gustoso el regalo nunca pedido

Este valle de sombras es un pañuelo sepia y cada 

esquina tiene tus letras.

viernes, 22 de noviembre de 2013

IZQUIERDA SESENTERA REVISA CAUSAS Y ERRORES


El líder campesino Esteban Puma, de Cusco, recuerda que cuando tenía tres o cuatro años le encargaban pastorear. “Si se metía mi oveja a la tierra del hacendado, venía, la agarraba del cuello y cortaba. Dos veces, tres veces. Yo agarraba el barro y hacía máscaras, jugaba (y perdía de vista sus animales). La tercera vez me rebelé: ‘Desgraciado: voy a crecer y te voy a quitar tu hacienda’, le dije. 

A los siete u ocho años ya estaba metido en un sindicato en la pampa... Y se la quité”, cuenta enDesde el lado del corazón, un documental acerca de la izquierda en Perú entre 1964 y 1977, es decir, durante años de democracia y de dos gobiernos militares, uno de ellos, el que aplicó la reforma agraria y expropió las haciendas a los terratenientes.

Los 70 testimonios que recogió el director Francisco Adrianzén explican el avance de la izquierda en el contexto de las operaciones en la Sierra Maestra de Cuba, la resistencia de Vietnam a la principal potencia mundial, y un ambiente progresista –o revolucionario– en ciudades estadounidenses y europeas.

El filme logra revelaciones importantes 40 años después, por ejemplo: la dificultad de los líderes de aquella izquierda para entender que el gobierno del general Juan Velasco Alvarado era de carácter reformista, y no fascista, como lo calificaron apenas ocurrió el golpe de octubre de 1968.

“Teníamos un sentimiento antimilitarista y nunca estudiamos qué estaba pasando con las fuerzas armadas”, comenta Gustavo Espinoza quien entonces dirigía el principal sindicato nacional, la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP).

La película revela detalles sobre el precario equilibrio interno en la junta militar que dirigía Velasco y las diferencias que mantenía con oficiales de la Marina. Un dirigente universitario de entonces señala que en una oportunidad para demostrar su disconformidad con el general del Ejército sacaron la flota a la mar, pero luego se dieron cuenta de que más no podían hacer allí y retornaron.

Carlos Tapia, exdirigente del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y asesor de Ollanta Humala entre 2011 y 2012, describe las condiciones previas a la reforma agraria que implantó Velasco y que antes, a inicios de los 60, llevaron a las tomas de tierras en Cusco, dirigidas por el troskista Hugo Blanco. En cierto modo explica también los motivos por los que se hicieron de izquierdas.

“Cada yugada (medida de superficie) se pagaba con 35 días de trabajo al señor, al que tenía la posesión de la tierra. Si eran dos yugadas, la esposa tenía que ir como cocinera; y si eran más de tres, la hija mayor era llevada al propietario para que la violara”, relata en el documental. “No tenías que ser revolucionario para saber que eso tenía que cambiar”, añade Jesús Manya, quien perteneció a la Juventud Comunista. Mientras que el entonces líder de la poderosa Federación de estudiantes del Perú, Rolando Breña, nacido en Huancavelica, la región más pobre del país hasta hoy, rememora los pongos y el yanaconaje, es decir, la situación de trabajo casi esclavo que persistía en los años 60 en el Perú andino.

Adrianzén quiso hacer este trabajo “hace 30 años, pero ¿cómo hacer un documental sin infraestructura cinematográfica en Perú”, comenta a EL PAÍS. Formado como ingeniero electrónico, es profesional del cine desde 1974, y fue sonidista en el largometraje Hotel Terminus de Marcel Ophüls, que obtuvo el Oscar al mejor documental en 1988. Retomó el proyecto hace ocho años y realizó las entrevistas para Desde el lado del corazón entre 2010 y 2011, después de lograr fondos de Ibermedia y del Ministerio de Cultura para el proyecto.

El director indica que el filme es una aproximación desde el punto de vista personal de los protagonistas de ese tiempo. Por primera vez se ha incluido una importante cantidad de imágenes de archivo en una producción peruana, lo que facilita que el documental sea un vehículo efectivo para acercarse a la historia contemporánea.

De la huelga de julio de 1977, el registro fílmico muestra un microbús de fabricación peruana, vacío, parado en una avenida de la zona industrial de Lima bloqueada con piedras y objetos quemados. Decenas de obreros caminan junto a otros ciudadanos que llegaban al centro de Lima desde la periferia más pobre de la capital. El paro nacional era en protesta contra Morales Bermúdez, quien anuló algunas de las reformas que dictó su predecesor en el régimen militar, Juan Velasco, y aceptó la formación de una Asamblea Constituyente y elecciones en 1980.

“En la casa puse una nota en la refrigeradora: No se preocupen, me voy al paro”, recuerda Mary Soto, una de las tres mujeres entrevistadas para el documental, junto con Diana Ávila y Elsi Soto. Sus testimonios coinciden en que las militantes –si tenían pareja– tenían que resolver la vida de sus compañeros pues debían trabajar para solventar gastos de los volantes, la prensa, el transporte, la comida en la casa, y también hacerse cargo de los hijos.

Una secuencia acerca de la política como servicio, por “las ganas de cambiar el Perú que era demasiado injusto”, según apunta Santiago Pedraglio, incluye testimonios conmovedores y sinceros como el de Eladio Robles, impotente ante la pobreza de niños huérfanos en Cerro de Pasco, una ciudad obrera que surgió por la existencia de un asentamiento minero. Robles también destaca que para obreros como él, los sindicatos fueron en ese tiempo su universidad, pues tenían grupos de estudio con universitarios de clase media.

Otro aspecto bien documentado es una de las consecuencias del retorno a la democracia, un compromiso de Morales Bermúdez tras el paro de 1977: “La democracia en nuestro país tuvo un costo altísimo para la clase obrera”, recuerda Héctor Minguillo, quien perteneció a la dirección nacional del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR). Un decreto facultó a las empresas a despedir a 5.000 trabajadores que lideraban los sindicatos. “Todos los cuadros fueron despedidos, mocharon de un solo tajo la cabeza del movimiento obrero”, añade Manuel Dammert, exdirigente estudiantil y miembro del Partido Comunista Revolucionario (PCR).

Al otro lado del corazón recoge algunas conquistas de derechos ciudadanos de los años 70, algunos de ellos perdidos en los años 90, como los laborales. El largometraje se exhibe desde el 21 de noviembre en una sala de cine-arte de Lima por dos semanas, o más si el público asiste. Si bien el principal sociólogo peruano, Julio Cotler, afirma que actualmente no hay izquierda en Perú, la historia enseña para lo que se vive hoy.

domingo, 17 de noviembre de 2013

BACHELET NO LOGRA TRIUNFO EN PRIMERA VUELTA


Pese a todos los pronósticos de la centroizquierda chilena y al optimismo de la exmandataria socialista, Michelle Bachelet, la candidata de la Nueva Mayoría no logró triunfar en primera vuelta en las elecciones presidenciales de este domingo: la pediatra de 62 años obtuvo un 46,68% de los votos con un 99,34% de las urnas escrutadas, y deberá competir en la segunda vuelta con la postulante de la derecha, Evelyn Matthei, el próximo domingo 15 de diciembre.

La abanderada del oficialismo se situó en segundo lugar con el 25,01% de la votación. El resultado representó para el oficialismo un esperanza inesperada: aunque la ventaja de la expresidenta es holgada y supera a Matthei por 21%, la derecha estaba preparada para una derrota definitiva en la jornada electoral.

En tercer lugar ha quedado el exsocialista Marco Enríquez-Ominami, con un 10,93% de las preferencias, mientras que el empresario independiente Franco Parisi le pisó los talones con un 10,13% de respaldo. Ninguno de los otros cinco candidatos, que representaban una posición antisistema, lograron superar el 3%.

Cerca de 13 millones de chilenos estaban llamados a votar en las primeras presidenciales y parlamentarias que se realizan con el nuevo sistema de inscripción automática y voto voluntario. Los últimos cómputos apuntaban esta noche a que la participación alcanzó un 50%, lo que representa un alza de participación respecto a las pasadas primarias del pasado 30 de junio.Bachelet, durante la mañana, se mostró confiada cuando fue a votar a un colegio de la zona oriente de Santiago: “Nos gustaría ganar en primera vuelta porque hay muchas cosas que hacer”, señaló la pediatra que gobernó Chile entre 2006 y 2010. Por la tarde, sin embargo, los resultados echaron por tierra las pretensiones del centroizquierda y los rostros en el hotel San Francisco, donde estaba congregado el sector, eran de decepción.

Para Bachelet era importante ganar en primera vuelta, puesto que era una muestra de fuerza para su agenda de reformas. El centroizquierda ha logrado doblar a la derecha en dos circunscripciones senatoriales y en diez distritos de diputados, lo que deja a la coalición con mayoría en ambas cámaras. El resultado, sin embargo, les impedirá aprobar reformas que requieren de altos quórum en el Congreso.

Una de las novedades de esta elección ha sido el triunfo en las urnas de los exlíderes estudiantiles de las movilizaciones de 2011: Vallejo y la comunista Karol Cariola, Giorgio Jackson del movimiento Revolución Democrática, y Gabriel Boric de los Autonomistas.Los candidatos del Partido Comunista, que apuesta a llegar al Gobierno de la mano de Bachelet después de 40 años en la oposición, obtuvieron buenos resultados y lograron doblar su número de diputados, de tres a seis. La exlíder de los estudiantes Camila Vallejo obtuvo una votación que le permitirá en marzo entrar al Congreso.

Esta elección ha sido la más polarizada en términos ideológicos desde el plebiscito de 1988, que selló la salida del dictador Augusto Pinochet. Para los analistas, en estos comicios estaba en juego el modelo de desarrollo futuro: en la agenda de esta campaña entraron en discusión grandes reformas políticas, económicas y sociales, como nunca antes en los últimos 25 años.

El programa de Bachelet gira en torno a tres grandes pilares: reformas en la educación, el régimen tributario y una nueva Constitución. Con el peso de las protestas estudiantiles de 2011 sobre las espaldas, la líder de la oposición propone gratuidad universal en la educación universitaria en un plazo de seis años y el fin del lucro en todo el sistema educativo que use recursos públicos. El Estado, de todas formas, respetará la existencia de un sistema mixto.

Una pregunta que se ha instalado en el sector empresarial, la derecha y entre los propios partidarios de Bachelet es hasta qué punto quiere llevar a Chile hacia la izquierda. En el entorno de la expresidenta sostienen que pretende llevar adelante este paquete de reformas profundas, pero gradualmente, cuidando la gobernabilidad y sin renunciar a acuerdos políticos con la derecha en el Congreso, que fue uno de los sellos de los Gobiernos de la Concertación (1990-2010).

La expresidenta quiere evitar escenarios de polarización y no está en un registro ni revolucionario ni chavista, afirman sus colaboradores cercanos. Bachelet tiene la convicción de que el malestar y las protestas callejeras de 2011 mostraron el cierre definitivo de un ciclo político que se prolongó dos décadas, enfocado en la superación de la pobreza, y que Chile debe centrarse ahora en trabajar por mayor equidad.

En el entorno de la expresidenta, sin embargo, recalcan que su programa de Gobierno no contempla bajo ninguna circunstancia socavar las bases del modelo chileno, una economía de mercado heredada del régimen de Pinochet. En el bacheletismo indican que pretende fortalecer el Estado y aumentar la protección social, como los países nórdicos. (elpais.es)

ENTRA CAMILA VALLEJO

viernes, 15 de noviembre de 2013

jueves, 14 de noviembre de 2013

miércoles, 6 de noviembre de 2013

MATAN A ABOGADO WILLIAM GALINDO


De tres balazos -uno en el tórax, otro en el hombro y en la ceja derecha- fue asesinado el controvertido abogado William Galindo Peralta. El hecho ocurrió hoy a las 9:25 de la noche.

Según se conoció los asesinos serían dos jóvenes aún no identificados, quienes lo habrían esperado en la puerta de su departamento, que forma parte del complejo residencial Las Torres de Primavera, ubicado en la avenida Nicolás de Piérola 724.

Galindo, quien era abogado de presuntos delincuentes, habría llegado solo a su domicilio, sin el resguardo de su personal de seguridad. Y es así que uno de los hampones le disparó en el pecho, mientras que el otro lo remató de un balazo en la frente.

Hasta el lugar llegaron los bomberos, que trasladaron a Galindo al hospital Regional, pero éste falleció en el camino.

domingo, 3 de noviembre de 2013

TALLER DE REDACCIÓN- LUIS EDUARDO GARCÍA


El escritor y periodista Luis Eduardo García dictará el taller de redacción creativa «Las armas secretas. Guía para escribir historias de ficción» en la Alianza Francesa de Trujillo. Está dirigido a estudiantes y profesionales interesados en aprender sobre técnicas y procedimientos narrativos.

El taller tendrá una duración de 21 horas y se desarrollará el 2, 7, 9 14, 16 y 21 noviembre (viernes de 7 a 10 pm. y sábados de 9 am. a 1 pm.). Los interesados puedes inscribirse en la Alianza Francesa (Jr. San Martín Nº 858) o llamar al teléfono 231232.

En el taller se impartirán nociones generales sobre cómo escribir historias cortas empleando los procedimientos de modelos como Horacio Quiroga, Jorge Luis Borges, J.D. Salinger, Julio Ramón Ribeyro, Ambrose Bierce, Raymond Carver, Julio Cortázar y Ernest Hemingway. Los asistentes deben llevar un relato corto de su autoría para ser leído y analizado.

Luis Eduardo García es poeta, narrador y periodista. Ha publicado 5 libros de poesía: "Dialogando el extravío" (1986), "El exilio y los comunes" (1987) "Confesiones de la tribu (1992), “Teorema del navegante” (2007) y “La unidad de los contrarios” (2010); dos de cuentos: "Historia del enemigo" (1996) y “El suicida del frío” (2009); y dos de crónicas, ensayos y entrevistas: "Tan frágil manjar" (2005) y “Mis tres imposibles y otras crónicas” (2011). En 1985 ganó el VI concurso "El poeta joven del Perú" y en 2009 el Copé de Bronce del Premio Copé Internacional de Poesía. Mantiene desde 1986 una página de reseñas y comentarios literarios en el suplemento dominical del diario La Industria de Trujillo.


FALLO SOBRE LEY DE MEDIOS- ARGENTINA



Luego de dictar la constitucionalidad de la ley de medios, el fallo de la Corte Suprema establece que “todo lo dicho acerca de la ley y su propósito de lograr pluralidad y diversidad en los medios perdería sentido sin la existencia de políticas públicas transparentes en materia de publicidad oficial. 

Que la libertad de expresión y el rol de garante de la misma que tiene el Estado queda desvirtuada por la vía de subsidios o del reparto de pauta si los medios de comunicación se convierten en meros instrumentos de apoyo a una corriente política determinada o en una vía para eliminar el disenso y el debate plural de ideas”.

Agrega luego que lo mismo ocurre si los medios públicos, en lugar de dar voz y satisfacer las necesidades de información de todos los sectores de la sociedad, “ se convierten en espacios al servicio de los intereses gubernamentales”.

Refuerza diciendo: “Es de vital importancia recordar que tampoco se puede asegurar que se cumplan los fines de la ley si el encargado de aplicarla no es un órgano técnico e independiente, protegido contra indebidas interferencias tanto del Gobierno como de otros grupos de presión”.

Es de grave impacto para la democracia si una ley polémica dictada al amparo de mayorías circunstanciales se aplica a través de un fallo que refleja una realidad inexistente de nuestro país. Saben los Señores Jueces de la Corte que la publicidad oficial se distribuye o quita ejerciendo censura indirecta, como ellos mismos señalaron. Saben que el organismo de aplicación, la AFSCA, no ha sido completado por no designar a un miembro de la oposición en el mismo. Que además no es independiente ni técnico ya que 74 de sus integrantes forman parte del partido de Sabbatella. 

Está claro tambiénque los Ministros saben de 6,7,8 y de la censura que ejerce Canal 7 ya que ningún opositor es invitado a sus estudios. Pero además deben saber también que el conglomerado de medios oficialistas, hoy casi el 80% de los medios del país, constituyen claramente “un instrumento de apoyo a una corriente política determinada”. El derecho afectado es la libertad de expresión de todos los ciudadanos, tal como lo señalan los doctores Fayt, Argibay y Maqueda en la fundamentación de sus votos. 

La ley de medios, y el fallo que posibilita su aplicación, pueden estar dictados sobre postulados y eslogans muy loables pero, como quedó comprobado en estos cuatro años, para lograr los peores fines.


ERLICH


viernes, 1 de noviembre de 2013

PROYECTO LEY DE TV DIGITAL- CHILE


EL PROYECTO de ley sobre televisión digital fue aprovechado por la Concertación para establecer normas de control de la televisión, que nada tienen que ver con esa nueva tecnología, y que constituyen un grave atentado a la libertad de expresión, básicamente, porque los canales quedan obligados a transmitir ciertos contenidos con un enfoque que es impuesto por el Estado.

Tan cierto es lo anterior, que la totalidad de los diputados de la UDI interpusieron un requerimiento ante el Tribunal Constitucional para que declare la inconstitucionalidad de diversos aspectos de su texto. La pregunta que surge es ¿dónde estuvo el gobierno? Porque si bien la tramitación de la iniciativa legal comenzó durante la administración Bachelet, el grueso de ella ha tenido lugar bajo la actual. Lo concreto es que La Moneda delegó la tramitación en la subsecretaría sectorial, especialista en el espectro radioeléctrico y otros aspectos técnicos, sin que haya realizado ninguna gestión efectiva para defender la libertad de expresión.

Pero ahora el gobierno quedó en un impasse un tanto embarazoso, cuando el principal partido de la coalición que lo apoya presentó el mentado requerimiento (¿no hubo ningún diputado de RN que le interesara defender la libertad de expresión?). Y no sólo queda complicado en términos de imagen, sino que jurídicos y políticos, ya que el Tribunal Constitucional, conforme prescribe la ley, ha pedido al Ejecutivo su opinión sobre la acción constitucional intentada por la UDI. El gobierno puede hacer tres cosas: callar, lo que no ha sido la costumbre y sería grave al debilitar la defensa de la libertad de expresión, principio clave en el ideario de la centroderecha; desestimar la inconstitucionalidad, lo que sería peor y quitaría piso a la UDI (aunque tal vez esto no le importe mucho); o afirmar la inconstitucionalidad. En este último caso, la reflexión obvia sería por qué no defendió el punto antes y por qué no ha vetado el proyecto de ley en razón de ello, estando vigente el plazo para que el Presidente ejerza esta atribución.

El gobierno parece no tener ahora otra alternativa que vetar el proyecto de ley, porque si adhiere a la inconstitucionalidad sin ejercer sus atribuciones para enderezarlo, en el Tribunal Constitucional pudieran sentir que están tratando -con el debido respeto- de “sacar la castaña con la mano del gato”. Es evidente que si el gobierno hubiera cuestionado de inmediato el texto despachado y anunciado un veto, el requerimiento no habría sido interpuesto mientras no se conociera su suerte en el Congreso, trámite en que el Presidente tiene todas las de ganar por el quórum exigido para que las cámaras insistan en el proyecto inicialmente despachado. Con el veto forzado habrá dos pugnas simultáneas sobre lo mismo: una política en el Congreso y otra jurídica en el tribunal, lo que hará muy incómodo para éste pronunciarse. Todo mal.

Tramitar exitosamente los proyectos de ley no consiste en colocar un tilde en el listado de aprobados y proclamar una gestión eficiente. Transar la libertad de expresión para que podamos ver con gran nitidez las imágenes que nos quiere imponer el hermano mayor, ciertamente constituye un fracaso.

EL ROTO